TEMPORADAS

Temporada es el espacio de tiempo, donde se considera realizar alguna actividad, o que se desarrolle un acontecimiento determinado.

Después Dios dijo: que haya luces en el cielo, para que alumbren la tierra y separen el día de la noche, y para que marquen las estaciones, los días y los años. Y así ocurrió.

Génesis 1:14-15

El éxito en la vida no es un asunto fácil, igualmente no lo es para la semilla desplazar la tierra en su búsqueda de luz, aire y químicos que le darán la salud. El progreso, el éxito y la felicidad en cualquier forma, requieren de constantes esfuerzos porque los obstáculos descorazonarán a los débiles. La vida está diseñada para ser una historia de logros a pesar de la adversidad, porque en ausencia de la adversidad, los logros no podrían existir. No culpe a los problemas y desafíos. ¿Acaso se queja la semilla por las rocas encima de las cuales debe crecer, o estar abajo, o alrededor, o a través? ¿Existiría alguna vida que valiera la pena sobre la tierra, si ésta se rindiera ante la primera dificultad? Siempre habrá razones para renunciar; siempre habrá motivos para quejarnos, pero si empieza a quejarse, estará agregando una fuerza más para que la vida lo siga llevando lejos de su destino.

El verano de la vida es el tiempo de proteger; es el momento de hacer un esfuerzo constante para estar en guardia. La primavera es el tiempo para la creación de las cosas de valor, esta es la estación para entrar en los campos fértiles de la vida, con semillas, conocimiento, compromiso, y con decidido esfuerzo. No es tiempo para demorarse, o ponderar la posibilidad de fracasar. Se requiere del verano para desarrollarse, y ganar la fuerza necesaria que les permitirá entregar resultados en el siguiente otoño. El fin de la primavera no trae el fin de los esfuerzos; un esfuerzo termina y otro inmediatamente empieza. Cuando los esfuerzos terminan, cuando la negligencia hace su  aparición, el desarrollo deja la vía libre al estancamiento. Los insectos y la maleza de la vida existen para probar la voluntad humana de tener éxito, y el merecimiento de las abundantes recompensas de la vida. El otoño es el tiempo de la exaltación, así como el tiempo para la búsqueda de la conciencia. Para los que plantaron abundantemente en la primavera, lucharon contra los insectos, la maleza y el verano, el otoño traerá gratificaciones que darán motivo de gozo. El otoño nos dirá si realmente hicimos lo que era requerido, o si nos engañamos a nosotros mismos. El invierno es un tiempo de reflexión, ponderación e introspección. Es un tiempo para evaluarnos. Es el tiempo para encontrar nuevas maneras de resolver viejos dilemas; y para diseñar planes únicos que contribuyan al desarrollo de otros.

A partir de este momento, y por el resto de su vida, haga un compromiso con la excelencia. Después de todo, usted tiene ¡muchas temporadas y únicamente una sola vida! ¡Haga algo notable! Estas viviendo tu mejor temporada.

Referencia: Rohn J. Las estaciones de la vida (2006) y Folleto Season de Seminarios LED 2018.

Regístrese para recibir notificaciones semanales sobre nuestro blog. Cada semana te daremos lecciones de liderazgo que te empoderarán y motivarán a seguir.

Búscanos en:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: